5 beneficios de comer almendras | Superalimentos

/, Superalimentos/5 beneficios de comer almendras | Superalimentos

5 beneficios de comer almendras | Superalimentos

Los beneficios de comer almendras son tantos que, en cuanto termines de leer este artículo, querrás comerte un puñado.  Hace ya tiempo que se desmitificó la idea de que los frutos secos son un alimento prohibido, vinculado al sobrepeso. Ahora se sabe con certeza que son básicos en una alimentación equilibrada. Y las almendras, son la joya de la corona.

Beneficios de comer almendras

La almendra es la semilla comestible del Prunus Dulcis, un árbol originario del Medio Oriente. En la actualidad, Estados Unidos es el país que más almendras produce y exporta en todo el mundo. Además de ser increíblemente nutritivas, contienen un aceite que se extrae prensando el fruto. Este jugo resultante se utiliza como cosmético para hidratar la piel y el cabello.

Pero vamos a ver con más detalle cuáles son los beneficios de comer almendras.

1. Son un superalimento

Contienen una dosis masiva de nutrientes que las convierten en un verdadero superalimento.

En un solo puñado de almendras (unos 28 gramos) encontramos:

  • Vitamina E: hasta el 37% de la cantidad diaria recomendada
  • Manganeso:  32 % de la CDR
  • Magnesio: 20% de la CDR
  • Fibra: 3,5 gramos
  • Proteínas: 6 gramos
  • Carbohidratos: 2,5 gramos
  • Grasas: 14 gramos de las cuales 9 gramos son monoinsaturadas

También aportan fósforo, vitamina B2 y cobre. Y todo esto en tan solo 161 calorías aunque estas no se absorben por completo, ya que la grasa de los frutos secos se descompone antes de ser asimilada por el aparato digestivo.

2.Efecto antioxidante

Uno de los principales beneficios de comer almendras es la elevada cantidad de antioxidantes que aporta. Esto significa que el organismo estará más protegido del deterioro oxidativo que provoca el envejecimiento y que propicia algunas enfermedades. Según un estudio llevado a cabo entre 60 hombres fumadores se evidenció que, consumiendo 84 gramos diarios de almendras, el nivel de estrés oxidativo se reducía hasta un 24% en un periodo de un mes.

Uno de los antioxidantes más presentes en las almendras es la vitamina E. Además de proteger las células de los efectos del envejecimiento, también ayuda a reducir el riesgo de enfermedades como el cáncer, el Alzheimer o algunas afecciones cardíacas.

3.Control del los niveles de azúcar en sangre

Los frutos secos son, en general, bajos en hidratos de carbono y altos en fibra, proteínas y grasas saludables. Así pues, es un alimento fantástico e indispensable para las persona que padecen diabetes. Las almendras, además, tiene un aporte especialmente elevado en magnesio, siendo este un mineral directamente relacionado con el control de los niveles de azúcar en la sangre.

Unos 50 gramos de almendras aportan aproximadamente 150 miligramos de magnesio, casi la mitad de la CDR. Se calcula que más del 35% de los pacientes con diabetes tipo 2 tienen un déficit de magnesio, por lo que incluir almendras en sus comidas diarias reduciría considerablemente el nivel de azúcar y, además, mejoraría la función de la insulina. Así pues, los alimentos ricos en magnesio son excelentes aliados para diabéticos, ya que contribuyen a prevenir el síndrome metabólico.

4.Regula el colesterol

Otro de los beneficios de comer almendras de forma regular es que ayuda a aumentar los niveles de colesterol bueno (HDL) a la vez que elimina el malo (LDL). Esto se pudo medir también en otro estudio en el que los investigadores hicieron una comparación entre los niveles de HDL entre  un grupo de personas que tomaban almendras y otro que no. Aquellos que consumieron este fruto seco regularmente mejoraron sus marcadores de HDL.

Esto significa que las almendras tienen capacidad para proteger las paredes arteriales con esa grasa monoinsaturada HDL. De esta forma, se reduce el riesgo de enfermedades cardiovasculares.

5.Control del peso

En contra de lo que dice el mito popular, las almendras no provocan sobrepeso ni obesidad. Al contrario: al ser tan altas en fibra y proteínas y bajas en carbohidratos, aportan saciedad y, por consiguiente, un mayor control del consumo calórico. En este aspecto también se han hecho pruebas y se ha comprobado que solo 43 gramos diarios son suficientes para reducir el apetito. Algunos estudios apuntan a que podrían acelerar el metabolismo ligeramente.

Cómo consumir almendras

La mejor forma de tomar almendras es crudas y con su piel marrón. De esta manera nos beneficiaremos de todas sus propiedades íntegramente. Son un snack muy agradable para tomar como picoteo, aunque también se pueden incorporar a ensaladas, postres o batidos. La leche de almendras también es una buena alternativa para consumir este delicioso fruto seco.

Todas las oleaginosas, o frutos secos, son alimentos muy saludables y que muchas personas tienden a limitar en su dieta. Las almendras en concreto aportan un montón de las proteínas, fibra, minerales y vitaminas que necesita el cuerpo. ¡No prescindas de ellas!

Comparte este artículo!